El turismo rural se apunta a combinar tradición e innovación

0
606

El turismo rural se ha convertido en uno de los referentes del Principado de Asturias, siendo sus plazas hoteleras las más demandadas a lo largo y ancho de la región. Pero la evolución tecnológica y las necesidades del siglo actual han de unirse inevitablemente a la tradición que representa este tipo de destinos y que, por otra parte, ha de mantenerse intacta ofreciendo al turista aquello que busca. Y que en Asturias siempre ha resultado más especial que en el resto de destinos.

Esta comunidad ha sido, desde hace años, el primer destino elegido del panorama nacional. Y dentro de ella, Llanes y Cangas de Onís las ubicaciones que más plazas hoteleras han vendido a un tipo de cliente que busca las características propias de esa Asturias rural tan demandada.

Para conservar esa esencia y para adaptarse a las nuevas necesidades ha nacido el Clúster de Turismo Rural de Asturias, al que varias empresas del Oriente ya se han asociado con la intención beneficiarse de una «visión» diferente en la que el objetivo es «promover la innovación» para «orientarla a una explotación sostenible de los recursos turísticos existentes en el medio rural asturiano».

El Clúster de Turismo Rural de Asturias considera que «la formación constituye una herramienta central para garantizar que los miembros asociados se encuentran en condiciones de alcanzar los objetivos estratégicos». Además, «permitirá facilitar la colaboración entre las empresas del clúster y otros agentes que operan en la cadena de valor del turismo rural en Asturias» y, como valor indispensable, se prevé una «apertura del turismo rural asturiano a los mercados internacionales. Apoyar a las empresas que persigan el objetivo de captar y fidelizar clientes extranjeros».

Así, este Clúster que nació hace apenas unos meses «reúne un grupo definido de participantes que, desde la filosofía de la cooperación entre empresas, la maximización de sus beneficios y la búsqueda y desarrollo de proyectos de calidad, son capaces de trabajar y aportar sus iniciativas y conocimientos para la obtención de un bien común: mejorar la rentabilidad y el posicionamiento de sus negocios».

Actualmente, está constituido por 67 empresas y profesionales del sector que a título individual participan en el mismo. Es un proyecto abierto, en continua evolución; «todos los que estén interesados en participar, de manera proactiva, aportando dedicación al mismo, trabajo, tiempo y profesionalidad, son bienvenidos».

Utilizando como herramienta de gestión el Plan Estratégico de Turismo Rural desarrollado específicamente «pretendemos generar sinergias de colaboración tanto en el ámbito privado como público, desarrollar proyectos empresariales para incrementar la competitividad de nuestras empresas asociadas, y mejorar el posicionamiento del destino Asturias en el ámbito turístico nacional e internacional».

Además, esta misma semana el Clúster de Turismo Rural firmó un acuerdo con Caja Rural en el marco de su Jornada de Sensibilización ‘Somos Clúster’. La Presidenta de la entidad turística, Mayte J. Maquedano, rubricó un documento que incluye la prestación de servicios y la contratación de productos financieros en condiciones especiales para los asociados al clúster. Entre ellos destacan una cuenta negocio sin comisiones, con tarjetas y TPV gratuitos, seguros para el negocio en condiciones especiales, financiación complementaria para ayudas europeas como el leader o financiación pública como las líneas ICO o ASTURGAR.

unnamed-3

 

Dejar respuesta