Las playas de pesca

0
1916
Lancha 'Villa de Llanes', amarrada a la Morrona de la Dársena, preparada para salir (1947)

-F: Buenos días paisanos… ¿Qué pasó?

-C: Buenos días. Pues ya ves aquí me tienes aguantando a estos que no hacen nada más que quejarse

-P: : Pues si que vamos a empezar bien el día.

-F: Si es que no haceis más que quejaros… ¡Concho! Y no os acordais de las palabras del Campeón Olímpico de Vela y Táctico del “Banco Espiritu Santo Sailling Team”, José Luis Oreste, cuando afirma que “El viento siempre sopla a tu favor… ¡Solo tienes que buscarlo! Y es verdad, en la vida, igual que en la mar, hay que avanzar siempre con el viento a tu favor. Claro que el encontrarlo, es lo que nos da trabajo y sinsabores, pero una vez conseguido… ¡Leña al manzano!

-T: ¿Pero que nos estás contando?

-F: Y yo que me sé, en fin a lo que iba, que ya me estoy dispersando como siempre.

Nos quejamos, y sobre todo los deportivos, de que no hay pesca, pero… ¡demoniu crios!…, es que las cosas las queremos cada día mas fáciles y nos dedicamos solamente al calamar, un “puquitín” de cacea cerca de la costa, y que ahora se ha puesto de moda, y debido a las potencias motrices de nuestras embarcaciones, a salir dos o tres veces al año en busca de los monos, bonitos y si hay suerte cimarrones, cuando la mar con toda su potencia y recursos de madre nos ofrece otros tipos de pesca y presas, que aunque mas trabajosas y sacrificadas, no dejan de ser excitantes y remuneradoras.

-P: Home, lo que sí es cierto, es que de e siempre, las costas llaniscas, han sido ricas en Playas de Pesca (Caladeros), de los que se han sacado presas innumerablemente variadas y de tamaños espectaculares. ¿Por qué no salen ahora? Yo creo que entre otras cosas porque no vamos a buscarlas.

-F: Antes, las cosas eran de otra manera y puedo poneros un ejemplo que me contaron los protagonistas, y fue la faena que hicieron Tisto y Machi, cuando un buen día, uno de los muchos de allá por los años de no se cuantos, del siglo pasado, salieron a las 04-00, horas y, boga que te boga, fueron hacia San Antonio, La Aguada y Cabo La Mar, en donde levantaron 100 Kg. de percebes. A la hora de venderlos y como se encontraban más cerca de Ribadesella, allá fueron con lo puesto: un cachu tortilla de patatas y un pedacín de pan. Al día siguiente y una vez vendido el marisco, largaron para Llanes a remo, en cuyo puerto entraron con otros 100 Kg. mas de percebes y las manos de tal dureza, debido al trabajo, que si le hubieran dado un puñetazo a cualquiera de los remos, lo hubieran partido por la mitad. Hay que reconocer que los marineros eran verdaderos esclavos de su profesión.

-R: Eran dos profesionales de primera línea, y además muy atrevidos y trabajadores.

-T: ¡Eso digotelo yo!

-F: Otra vez, esta pareja, sin compás y sin reloj, se dedicaron a buscar el agua sondeando. Se perdía toda una mañana sin encontrar el suelo que les interesaba. ¡Tira para el W! Nada. ¡Tira para el E! No encuentran nada. Y así hasta que dan con la Hondonada. A partir de ahí sitúan el “Cabezu La Manuela” y, a pulso y con “chichorra”, embarcan una marea de besugos de casi 1000 Kg., por lo que Tisto llamó a los de San Vicente para que ellos también se beneficiaran de tal situación. Por cierto los de San Vicente fueron los que le pusieron el nombre a este punto orográfico. Y… así os lo cuento, porque así me lo contaron.

-C: Ni lo pienses, de esa pareja puede creerse todo

-T: Ahora, y antes de que comentes sobre las “playas de pesca”, que era como por aquí se denominaban a los “caladeros” no hace falta que os apunte, porque bien sabéis, que los nombres de estos caladeros, proceden del la Carta Náutica publicada por la Consejería de Agricultura y Pesca del Principado, y que en múltiples ocasiones difieren de las denominaciones utilizadas por los pescadores de la Zona.

Los caladeros (1)

-R: Que bien hablas “Nutria”… ¡”Papiau” me dejas!

-F: Si os parece, podemos empezar por el

Cachucho, que es así como familiarmente es denominado por los pescadores asturianos a este famoso bloque hundido entre las verticales de Lastres y de Bustio en Tina Mayor, como límite provincial con Cantabria, apareciendo a una profundidad media de 500 m. con una caída hasta los 1.000 m., cuando llega a la externa-plataforma marginal, y con una extensión de 64 Km. de longitud por 17 Km. de anchura.

-R: ¿Ya lo mediste?

-C: ¿”Quies” callar la boca?

-F: No sé de donde le puede venir el nombre, pero elucubrando, posiblemente debe su nombre, vaya digo yo, a un pez así denominado, perteneciente a la familia de los espáridos, carnívoro, con un gran desarrollo de los caninos y que se captura con palangre de fondo y especialmente con artes de arrastre, y algunas veces en grandes cantidades, ya que vive en la plataforma continental, pero nunca en la zona litoral de la misma. O sea donde precisamente se encuentra este caladero.

Los caladeros (2)

-P: También se, que en náutica se denomina “cachucho” a un barco muy pequeño, y “cachumbón” si se trata de un barco feo y de malas cualidades marineras.

Para los deportivos que les interese, les puedo decir que el punto medio de esta playa o caladero, se encuentra en la l = 44º- 04.5´N y L = 004º- 55,0´W, pudiéndose llegar desde Llanes partiendo con el R = 384,5º y tras recorrer una d = 39,8´.

Como ya hemos dicho, su profundidad oscila entre los 400 y 600 m., siendo su fondo limpio pero con sierres de roca.

Se pesca al palangre y al arrastre por barcos de Lastres, Cudillero, Avilés y alguno de Llanes, siendo las especies capturadas mas importantes el besugo, mero, rey, locha y palometa, y como aliciente para los deportivos con ganas de pelea, nos podemos encontrar con el marrajo, el espada o interesantes concentraciones de bonitos, ya que es una zona muy visitada por estos túnidos.

Por cierto que los franceses denominan a este caladero “Banc Le Danois”, que se puede traducir por el “Banco del Perro Dinamarqués”. ¡Vete a saber porque!. Con lo fácil que es llamarle “Cachucho”.

Y ahora vamos a por otra:

Abascal:

Se encuentra esta playa al SE del Cachucho y con unas coordenadas en su punto medio de l = 43º- 41,0´N y L = 004º- 41,0´W, pudiéndose llegar a ella desde Llanes siguiendo un R = 008º y tras recorrer una d = 15,7´.

Su profundidad oscila entre los 150 y 500 m. Encontrándose su fondo limpio y con una barra a 230 m.

Por tradición la pesca en este paraje, se hace con palangre y arrastre por barcos procedentes de Gijón, Avilés y Ribadesella, apareciendo de vez en cuando algunos procedentes de Cantabria, cobrando como piezas mas importantes, económicamente señaladas, la merluza, besugo, rape, locha y lirio.

Al SW de esta playa, se encuentra el Banco del mismo nombre:

Banco de Abascal:

Presenta una profundidad entre los 120 y 200 m. y con un fondo de arena limpia, es visitado por barcos de Avilés, Gijón, Ribadesella y de algunos con bases en puertos Cántabros, que empleando las artes del palangre, volantas y arrastre, capturan como piezas principales la merluza, el chicharro y el gallo.

Su punto medio aproximado está en l = 43º-36,0 N y L= 004º-44,0 E y se llega a él desde Llanes bajo un R = 360º y tras recorrer una d =10,5´.

Por cierto, con el nombre de “Playa de Abascal” conocimos un barco enorme y precioso, o sea, un” barcón”, propiedad de Francisco Herrero Melijosa (Tisto) del que como digo fue armador y propietario, navegando en él sus hijos Manuel Herrero González como patrón, y como motorista Javier Herrero González.

¡En fin!… Un magnífico barco para una gran y entrañable familia de pescadores llaniscos.

Hoy día, Manuel Herrero, esta navegando como patrón en el barco familiar de nombre “Reviru”, que como sabéis es el nombre llanisco de otro caladero de nuestras costas.

Los caladeros (3)

¡Sigamos!. Más a tierra y a continuación, nos encontramos con:

Los Ojitos:

Es su fondo de arena limpia y piedra suelta, oscilando su profundidad entre los 150 m. y 175 m. Con arrastre y palangres, capturan los barcos de Ribadesella, Gijón, Avilés, Lastres y algunos de San Vicente presas como el lenguado, raya, pintarroja y lirio, y se encuentra el punto medio aproximado de esta playa en l = 43º-33,0´ N y L = 004º-43,0´ W, a la que se llega con R = 005,5º tras una d = 7,5´.

-P: Anda que no llegamos a sacar de ahí xáragos

-F: Es buena zona, pero siguiendo con lo nuestro, y hasta aquí los datos técnicos, para entrar en la experiencia, porque… ¿Como las reconocían y llegaban a ellas nuestros profesionales? Por lo pronto diremos, que a estas dos últimas zonas las dividían entre “Las Piedras” y “San Pelayo”, por tierra, diferenciando las primeras entre “La Piedra de Fuera” y “La Piedra del Medio”, marcando de 150 brazas por tierra a 250 brazas por fuera.

Para llegar a la “Piedra de Fuera”, a la que tardaban sobre 01h-15´ y poder pescar con ciertas resultados satisfactorios, había que estar allí al alba y sobre la marca, a la que nuestros marineros llamaban “Padre por l´Hiju” y que era el “Naranjo de Bulnes” en los Picos de Europa, por la “Cabeza de Haba” en el Cordal del Cuera. La otra marca era la llamada “Vuelta del Este”, que era “Peñorrostro” en Rocín, por el “Abra de Pesúes” en Tina Menor, ya en Cantabria…. ¡Y no fallaban chachu, no fallaban!.

Barco faenando al tanqueo

A partir de aquí y a tierra, nos encontramos con la

Playa de Llanes:

Tiene su punto medio aproximadamente en l = 43º-30,0´ N y L = 004º-42,0´W , llegando a ella con un R = 018º y una d = 4,7´, pudiendo capturar en ella, especies como salmonete, picas, golondro y raya. Su fondo es de arena y rocas. A continuación y entre este caladero y la Costa, se encuentra la playa La Baeda.

Ligeramente al NE, nos encontramos con la playa de:

La Blancona:

Cuyas marcas son Bulnes con Cabeza de Haba una, y la del SW, que os juro no me acuerdo cual es. Su fondo es de roca y se encuentra entre los 150m y 500 m, de profundidad y allí, con palangre volantas y rasgos, se va a pescar besugo, merluza y pixín.

Entre “Las Piedras” y “La Blancona”, se encuentra “La Hondura”, con una caida de cerca de 1000 brazas de profundidad, con el peligro real de que si caes en ella al largar los aparejos, lo mas fácil es que se pierdan.

Se dice que la altura que tienen en tierra “Los Urriellos” corresponde con la misma profundidad los valles paralelos que están sumergidos en la mar, y es precisamente en estos valles, donde se producen las olas de fondo mas grandes, tanto que hasta pueden llegar a los 7 m., aunque esto habría que comprobarlo.

Barco de cerco faenando

Un caso mas particular, nos lo encontramos en el caladero denominado

El Resueste:

Es esta una zona protegida en la que solo se puede faenar con artes de anzuelo, ya sea a pulso o con palangre. La composición de su suelo es de arena y rocas.

Las piezas mas codiciadas de las que se pueden pescar en esta zona son la merluza, besugo, salmonete, chicharro y lirio, y por cercanía a sus puertos bases, los barcos que a allí se dirigen a faenar son principalmente de Ribadesella y Lastres, y creo que es una zona interesante para los deportivos.

La situación aproximada de su punto medio en la carta es l = 43º-37,75´ N y L = 004º-56,5´ W, pudiéndose llegar desde Llanes sobre un R = 323,5º y a una d = 15,2´.

-R: ¿No habrás acabado ya, que te quedan unas cuantas?

-F: Si, hay otras cuantas playas de pesca o caladeros, de las que me acuerdo como son “Cantil del Medio”, “Cabezu la Manuela”, “Los Reviros de Sabina”, “La Planera”, “La Planera de Tierra”, “Los Pozos”, “La Playuca”, “Mar de la Andarica”, “El Canto de Lastres”, y otros mas, que están todos reflejados en una especie de carta náutica, hecha y dibujada a mano, por el que fue personaje inolvidable y gran patrón de pesca, Adolfo García del Cueto (El Buzu), y en otras dos confeccionadas por el Capitán de la Marina Mercante D, Angel Zubizarreta, con una información exhaustiva de datos técnicos, y que tuvieron a bien regalármelas.

El ´San Pedro Apostol´ con los aparejos preparados y a punto de zarpar hacia una de las playas.

-T: Ahora bien, si de verdad nos queremos referir a los caladeros, o playas de pesca, que aunque sean más modestas por sus calados, siempre las podemos tomar como las “más nuestras”, no debes de olvidar las siguientes:

“Tinamayor”: De 1 a 45 m.de profundidad. Fondo de roca. Como pesca, Pixín, centollo, llubricante, langosta, congrio.

“Fº de San Emeterio”: De 1 a 50 m. Fondo de arena. Pixín, marisco.

“Rochil de Deva”: Media de 54 m. de profundidad. Fondo de roca. Pixín, marisco.

“La Franca”: De 1 a 50 m. Fondo de arena y roca. Pixín, centollo, langosta, llubricante, congrio.

“La Orilla de Fuera”: De 1 a 30 m. y con fondo de roca brava. Como pesca, pixín y marisco.

“Santiuste”: De 2 a 45 m. Fondo de roca. Pixín, congrio, langosta, llubricante, centollo.

“Bajos de Novales”: De 2 a 50 m. Fondo de roca. Pixín, congrio, langosta, llubricante centollo.

“La Ballota”: De 1 a 50 m. Fondo de roca. Pixín, congrio, langosta, llubricante, centollo.

“La Almenada”: De 1 a 50 m. Fondo de roca Pixín, congrio, langosta, llubricante, centollo.

“Celorio”: De 2 a 45 m. Fondo de roca. Pixín, congrio, langosta, llubricante, centollo.

“Niembro”; De 2 a 45 m. Fondo de roca. Pixín, congrio, langosta, llubricante, centollo.

“San Antolín”: De 1 a 20 m. de profundidad. Fondo de roca. Pixín, congrio, langosta, bogavante, centollo, andarica, lubina.

“Cabo la Mar”: De 1 a 50 m. Fondo de roca. Pixín, congrio, langosta, llubricante, centollo, nécora, lubina.

-C: Y sin olvidar, ni por un momento, que por todo este “territorio comanche”, impunemente se mueve, donde…, cuando…, y como quiere… ¡el calamar!

-R: Agotau me teneis de tantu pescar y trabayar, así que acabaros el pinchu, y vámonos a dar una vueltina por la Barra, a que tomeis el frescu

-C. Venga que aquí ya empieza a hacer calor.

-F: ¡Pues andando!

Hasta la vista

Fernando Suárez Cué

Dejar respuesta