Cerébanes

6
566

Si a principios de Octubre subimos a Cavandi, unas semanas después, con los fresnos y alisos todavía verdes, los chopos y álamos empezando a amarillear y los castaños y nogales ya anaranjados, nos acercamos a Cerébanes.

En esta aldea, que unos escriben con b y otros con v, que forma parte de la parroquia de Abándames, con vistas envidiables al lugar donde se juntan el Cares y el Deva, nada más llegar te das de bruces y te quedas con la boca abierta ante un edificio barroco con la cubierta derribada y sometido a la acción de la vegetación y a las inclemencias del tiempo, que, gracias a su excelente construcción, resiste el paso de los siglos.

Se trata del conocido como palacio de Cerébanes, de planta rectangular con dos pisos y de mampostería y sillarejo, que fue quemado en las guerras carlistas y que al parecer en su origen fue un monasterio.

Cara a él, y de espaldas al valle que domina, se nos fueron los ojos y el tiempo a las numerosas inscripciones labradas en los dinteles de las puertas y ventanas, las cuales no son fáciles de descifrar por el notable desgaste y erosión, pero a poco que se insista se pueden adivinar, casi leer, jaculatorias, bienaventuranzas y anotaciones piadosas y, también,conmemorativas, que recogen las fechas de la edificación,1733-1734, y el nombre del propietario: Francisco Sánchez de Caso y Rubín de la Torre, emigrante que hizo fortuna en México.

En las ruinas del imponente palacio destacan,sobre la puerta central de la entrada, tres pequeños escudos, y en lo alto una imagen de la Virgen de Guadalupe, a la que el dueño del palacio era muy devoto.

Unos pasos más arriba, sin dejar de fijarme en una pequeñas mariposas azules que volaban esquivando la sombra, en un terreno con acusada pendiente, encontramos una iglesia, datada en el siglo XVIII, de grandes dimensiones, de estilo barroco, a la que desgraciadamente le falta el pórtico, pero no un tejo de copa redondeada, y que conserva pinturas en el interior contemporáneas a su construcción.

Y en el tímpano, a pesar de que la iglesia está bajo la advocación de la Inmaculada Concepción, alberga en una hornacina un relieve también de la Virgen de Guadalupe, colocado a costa del Sr. Sánchez de Caso, que ratifica la veneración que este indiano, sin duda por su estancia en México,sentía por la Virgen que se apareció a Juan Diego.

Al bajar de Cerébanes, apreciando, por primera vez este año, como se iba extendiendo la otoñada coloreando de ámbar el paisaje, al hilo de la devoción del que fuera propietario del palacio, me vino a la cabeza la impresión que de cría me producía que me contaran que la imagen de la virgen, para convencer al obispo de que se había aparecido a Juan Diego, se estampó en el pobre ayate del indio, envuelta en sol, con el manto constelado de estrellas y la luna a sus pies.

Maiche Perela Beaumont

Fotografía, Valentín Orejas

6 Comentarios

  1. Queridos Fernando y Rostroazul, miles de gracias por vuestros comentarios y por leerme con tan buenos ojos, lo que me anima un montón a seguir escribiendo con ilusión. Espero no decepcionaros con los próximos artículos, y que continuéis con vuestros acertados, ilustrados y divertidos comentarios.
    Y Rostroazul. . . si llega el caso, con tal de no defraudarle, me pondré peluca y lentillas de colores…
    Abrazos a los dos.

  2. Por alusiones. Estimado amigo Fernando, paso directamente al tuteo ya que tú me has autorizado, pero jamás a Doña Maiche hasta que no la conozca personalmente, ya que pertenece a otro género y especie distinta a nosotros dos; ….ella es <> femenino (ahora que hay tantos) y una <>……de “sabiondilla”, que lo mismo te descuenta del primer montañero que hizo cima en Peñamellera, como te da un repaso de arte sacro sobre la iglesia de Nª Sª de los Dolores en Niembru, que te deja sin aliento,….. ella es así; y coincidirás en que si mucho sabe, mejor lo expone, creo que incluso mejor que tu, que ya se te ve el oficio en esto del escribir. Pues bien Fernando, que sepas que eres el primer amigo que yo he hecho en la comarca y estamos llamados a conocernos y tomar algo en el bar “La Tertulia” de Celorio, que es casi mi centro de operaciones cuando puedo allegarme hasta allí. Ahora bien,…. Fernando…..lo que no me parece tan bien es ese intento frustrado de intentar venderme a doña Maiche como una morenaza de altura, cuando yo que soy mas bien de corta estatura la tengo por rubia y medianera, según ella misma me ha aceptado, y que desilusión sería lo contrario.

    Hechas esta puntualizaciones, que visto tu talante no te enojarán a buen seguro; ….me ha llenado de satisfacción, que con tu ascendencia mexicana des un testimonio vivo a favor de la visualización de la conferencia de Andrés Brito, que es bellisima y documentadísima y te lo dice quien allá por los 80 hizo un seguimiento exhaustivo de los estudios llevados a cabo por NASA sobre el Tilmo de Juan Diego.

    La Virgen de Guadalupe es la aparición de la virgen mas sorprendente desde el punto de vista cientifico por sus huellas y aportaciones preternaturales inexplicables.

    Por último muchisimas gracias por tu ánimo a que sigamos participando en el cuadernillo, que viniendo de ti es todo un alago

  3. Querido Fernando, ya sabe que yo voy contigo donde quieras, pero casi preferíria que fueras tú quien me relatara esas historias de la mar que cuentas como nadie. Mira..No me importaria ir a Antigua y Barbuda, a las que dedicaste tu magnífico artículo de ayer.
    En cuanto a personajes como Manuel Cue Fernández, tan importantes para la Villa, que te voy a decir que tú no sepas.
    Respecto a la conferencia que enlazó Rostroazul, recomiendo a todos visualizarla, deja impresionado.
    Como siempre, muchísimas gracias.

  4. Querida Perela he leído tu razonado y docto comentario, y quedando prendado, como siempre, de los apuntes de tu Cuadernín, he llegado a la conclusión de que lo mejor, y aunque tengo una imaginación privilegiada, es que vayamos a tan apetecible lugar y “en situ”, me recuentas tan formidable historia, mientras Valentín nos hace los “retratos”
    En cuanto a nuestro apreciado Rostroazul, puedo decir que yo, como perteneciente a una familia que contó con emigrantes a México, y que gracias a Dios volvieron con grandes fortunas que usaron para facilitar al educación de nuestros paisanos (no olvidemos a Manuel Cué Fernández, fundador de las Escuelas Cristianas de “La Arquera”, entre otros), somos devotos de la “Guadalupana”, fiesta que en estas tierras tiene importante arraigo.
    ¡Pero!.., y ahora viene el “pero”, como no puedo competir con vosotros, ambos dos, como relatores y conocedores de los temas que a lo largo de estos últimos días, vais desgranando , no me queda más remedio que ceñirme a leeros, admiraros, y callarme mientras “rumio” y aprendo todo lo que contáis, que para mí es una verdadera suerte ya que aprendo…¡Concho!… Y encima me divierto. Un abrazo amigos y no aflojéis, seguir así.
    PD. Estoy con el video que remite nuestro amigo, y espero visionarlo hoy, entero y tranquilamente. Ya os diré

  5. Estimado Rostroazul, hoy si que no se ha ido usted por las ramas, a excepción de la alusión a mis rizos dorados, y ha hecho una importantisima aportación a esta colaboración del sábado. Veo que es usted un gran experto en la Virgen de Guadalupe, y siento no haberlo sabido con antelación para consultarle. Muchas gracias y escucharé encantada la conferencia que nos ha enlazado. Le deseo una muy feliz tarde de sábado.

  6. Doña Maiche, este cuadernillo me ha encantado por varias razones. Primero porque su escrito de hoy lo veo menos encorsetado, noto un cierto aromilla a “Alien resurrección” con respecto a los dos anteriores, y adivino que será porque se acerca ya el final del otoño, estación con la que usted siempre ha marcado sus diferencias, y eso que el color de sus rizos seguro que está mas a tono con el dorado al que tienden los bosques en esta época. Pero en segundo lugar, porque me da usted pie a citar en estas humildes líneas el segundo milagro científico mas importante que el cielo ha querido conceder a los hombres del fin de los tiempos, que somos nosotros y que no es otro que el de la aparición de Tenochtitlan. Pero antes doña Maiche, debo decirle, que el alineamiento de los partidarios de Don Carlos no sentó bien a la comarca, pues no es la primera, ni la segunda vez, que nos deja con el alma en puño con las cicatrices de lugares e inmuebles arrasados por los vencedores del ejercito centralista.

    Pero mire Doña Maiche, aunque no estoy hoy yo muy allá para confrontar con nadie, tengo que aportar un par de cosas al hilo de la guadalupana,……la Virgen no se apareció envuelta en sol, como usted dice, sino radiante, pero los radios de sol del tilmo, han sido pintados o incorporados postreramente, ya que mientas la imagen de la Virgen sobre el tilmo esta hecha a base de una pigmentación desconocida en la tierra según el análisis de la NASA y permanece indeleble, los rayos se están cayendo a pedazos.

    Termino doña Maiche con la definición que así misma se dio la virgen en esa milagrosísima aparición; que no me resisto a obviar. Le dijo así a Juan Diego: SOY LA PERFECTÍSIMA SIEMPRE VIRGEN SANTA MARIA,….. MADRE DEL VERDADERO DIOS POR QUIEN SE VIVE….CREADOR DE LAS PERSONAS Y DUEÑO DEL CIELO Y DE LA TIERRA.

    https://www.youtube.com/watch?v=EoUOJrrI868

    Yo recomiendo a todo el mundo de la comarca y mas allá, que se tomen la molestia de visualizar esta formidable conferencia de mi buen amigo Andres Brito donde cuenta toda la documentación, historia y descubrimientos científicos que hoy se conocen sobre este milagro, que yo titulo, como el segundo as en la manga del cielo, después de la Sábana Santa.

Dejar respuesta