Tresgrandas

2
840
Imagen, Valentín Orejas

De las varias entradas al Valle Oscuro, nombre impropio donde los haya, a mí la que más me gusta es la que, paralela a la carretera que sube a Purón y vigilada por el ídolo de Peña Tú, deja atrás Puertas de Vidiago, desciende sobre el río y entre bosques, en los que abundan castaños, encinas y avellanos, penetra en ese valle tranquilo y matizado de verdes.

Una vez allí, no resulta fácil decidir que pueblo, de los que está salpicado el valle, visitar. Los hay pertenecientes a Llanes y a Ribadedeva, Concejos a los que el sinuoso río Cabra divide a su capricho, optando en aquel soleado primer sábado de junio por uno llanisco: Tresgrandas.

Y así, tras cruzar Pie de la Sierra, donde nacieron los fundadores de la importante Librería Porrúa, José, Indalecio y Francisco, la más grande de México, con infinidad de sucursales en muchos estados y que sigue teniendo como objetivo principal promover la cultura y fomentar la lectura sobre todo entre los más jóvenes; y atravesar Santa Eulalia de Carranzo con sus limoneros cargados, llegamos a nuestro destino.

Este pueblo, donde comienza “la Ruta de los Colores” y se rodaron planos de la película “El corazón del bosque”, situado en una suave loma y con vistas al Cuera, ha tenido en los últimos tiempos un gran auge de turismo rural por lo que cuenta con importantes establecimientos hoteleros y restaurantes.

En la parte alta a lo primero que se van los ojos y la curiosidad son a las imponentes ruinas de una gran mansión, que se conoce como “La Rozada”, de las que solo se conserva parte de las fachadas y las escaleras de acceso. Cuentan que lleva tantos años abandonada que nadie recuerda quien la construyó, pero si saben que se trataba de un indiano y que nunca llegó a ser habitada.

Y en el centro lo que llama la atención, aparte de el cuidado lavadero, el potro y la fuente de 1911, es la casa de Manuel Rivero, de estilo tradicional asturiano, reformada y ampliada por aquel indiano, natural de este pueblo, que hizo fortuna en México, concretamente en San Luis de Potosí, que se casó con una mejicana, Jesusa Bros, y que llegó a ser el primer presidente del Casino de Llanes.

Y ya en la parte baja, además del parque infantil, la bolera y las escuelas, destaca la Iglesia bajo la advocación de San Juan Bautista, santo al que homenajean con la fiesta tradicional en la que no falta la corta y plantación de la hoguera, misa solemne, procesión, ofrecimiento del ramo, romería y verbena.

A la vuelta de Tresgrandas, bajo un incesante estridular de los veraniegos grillos y el agradable olor del san juanín, bajamos por Buelna viendo la mar que ocupa todo el horizonte, Vidiago, Pendueles y recostado en un loma, Andrín.

Maiche Perela Beaumont

Fotografía, Valentín Orejas

2 Comentarios

  1. Rostroazul, me sigo soprendiendo….¡Ha tenido la paciencia de contar los nombres propios de la colaboración de este sábado!..
    Lo cierto es que llevo un cuaderno donde apunto lo que veo, lo que me cuentan, lo que me recuerda o me sugiere…
    Si hablara con mis compañeros de estudios se enteraría de que yo no era empollona…me las arreglaba con la memoria, la curiosidad y la voluntad…y sobre la sonrisa…sonrio porque me encuentro feliz.
    Pero sobre lo de parecerme a Don Pascual Madoz e Ibañez….que más quisiera que acercarme…aunque fuera de muy lejos..
    Gracias y buen fin de semana.

  2. Doña Maiche……¡es una barbaridad!……¿Cómo se acuerda de tantas cosas?…..cuénteme el secreto. ¿va usted con una grabadora o el teléfono en modo audio…..describiendo todo lo que ve?….o ¿es que lleva un cuadernillo donde anota y anota sin parar por donde pasa?……Su artículo sin ser muy extenso lleva 26 nombres propios….¡ahí es nada!….y usted parece que ni se despeina.

    Debió de ser usted de joven una empollonina de primera, de esas que desmoralizaban en las antesalas de un examen, ….pero ojo….lo digo sin acritud. Viéndola en las fotos con su sonrisa,….. sería empollona, pero buena compañera…..seguro…o sea que no se me ofenda.

    y ya en faena la verdad es que la he pegado una vuelta a Tresgrandas, que la enciclopedia Madoz haría el ridículo describiendo a su lado. Si Don Pascual hubiera sido contemporáneo suyo la hubiera fichado aunque hubiese tenido que pagar a «Diario del Oriente» una clausula de rescisión millonaria, que me imagino será la que usted tendrá pactada con el susodicho.

    y ya no le digo mas elogios ….no vaya a ser que Fernando Cué me acometa. Buen finde Doña Maiche

Dejar respuesta