Los manzanos de Posada la Vieja

2
1855

Mientras contemplábamos, en Posada la Vieja, unos manzanos constelados de sus llamativas y aromáticas flores de color blanco y con los bordes rosáceos, me vino a la cabeza un comentario que había escuchado hacía poco: “Ahora, las manzanas se traen de fuera, los manzanos son viejos”.

Entonces, sentí una suerte de nostalgia por aquellos manzanos nuestros que no tenían igual en ningún otro lugar.

Buenas noches.

Maiche Perela Beaumont

Fotografía: Valentín Orejas

2 Comentarios

  1. Fernando, tienes toda la razón. La culpa no es de los manzanos. Gracias por tu acertado y oportuno comentario.

  2. Si Perela, los manzanos se hacen viejos, pero la culpa no es de ellos, ni la culpa es de la Ley de la Vida, que como controlada por Cronos es inexorable, porque ya lo sabemos. La culpa debe de ser nuestra por nuestro abandono y desidia, y lo digo, porque quise plantar un par de manzanos de «los nuestros» en casa, y no los conseguí en ningún sitio. Todo eran especies foráneas, con nombres sajones .¿Donde están las que yo quería?, minganas, reinetas, peros, manzanas de agua, pardas y otras tantas como las que teníamos en «La Granxia»… Y no hace tanto de eso. En fin, doctores tiene la Iglesia

Dejar respuesta